Somos una asociación de entidades que trabaja por los derechos de las personas con discapacidad intelectual o del desarrollo y de sus familias

Home » inicio » “Sareen Sarea representa un marco de alianza por el que FEVAS siempre ha apostado”

“Sareen Sarea representa un marco de alianza por el que FEVAS siempre ha apostado”

Entrevista a Pablo González, Presidente de Sareen Sarea y de la Mesa de Diálogo Civil de Euskadi,en representación de FEVAS Plena Inclusión Euskadi.Director gerente de Gorabide.

gorabide

Recientemente Pablo González asumía, en representación de nuestra Federación la presidencia en ambos foros con el compromiso de seguir construyendo y fortaleciendo alianzas con los diferentes agentes del entorno. González ha tomado el relevo en esta responsabilidad a Gonzalo Rodríguez, perteneciente a REAS Euskadi.

Para FEVAS Plena inclusión Euskadi, ¿qué supone estar en la presidencia de Sareen Sarea y de la Mesa de Diálogo Civil de Euskadi (MDCE)?

Desde una visión histórica, FEVAS siempre ha trabajado construyendo alianzas. De hecho, en sí misma es una alianza de asociaciones que trabajamos en favor de las personas con discapacidad intelectual. Nuestra participación en Edeka, la coordinadora vasca de representantes de personas con discapacidad, amplía el rango de alianza al ámbito de la discapacidad en general. Y, a través de nuestra presencia en Sareen Sarea y en la Mesa de Diálogo Civil de Euskadi, se extiende a todo el tercer sector social vasco. Sareen Sarea representa un marco de alianza por el que FEVAS siempre ha apostado: un formato de trabajo bidireccional, en el que aportamos y recibimos para que todas las partes mejoremos; por eso, asumimos la presidencia de ambos organismos con ese objetivo. Además, lo vivimos como una alta responsabilidad y también como cierto reconocimiento a la trayectoria de las asociaciones que formamos FEVAS y, también hay que decirlo, a la figura de Pedro Fernández por su compromiso con la creación de lo que hoy es Sareen Sarea.

Sareen Sarea y la MDCE son dos espacios de cooperación bien diferenciados, ¿qué objeto tiene cada uno?

Sareen Sarea, como alianza de entidades que compartimos objetivos, realiza las acciones necesarias para lograr que el tercer sector social sea un agente de referencia, y para incidir en políticas sociales, promover la participación de la ciudadanía y ejercer la representación del tercer sector. Por su parte, la Mesa de Diálogo Civil es el máximo órgano consultivo y de interlocución con la administración, con la misión de construir acuerdos que influyan en el diseño y ejecución de las políticas públicas, en clave de gobernanza. Y en ambos casos, se trata de organismos que vertebran y fortalecen al propio tercer sector social, y fomentan la cooperación entre las entidades, plataformas y redes que lo forman.

¿Cuáles han sido los principales logros alcanzados en cada uno de estos foros? ¿Y los principales retos a corto plazo?

El logro más destacable es la aprobación de la Ley del tercer Sector Social de Euskadi, que favorece el desarrollo del tercer sector con una estrategia que fortalece la participación social, aporta la cobertura jurídica que las organizaciones del tercer sector llevábamos años demandando y establece el modo de relación con las administraciones. Pero no podemos olvidar que otros hitos imprescindibles han sido la propia creación de Sareen Sarea y de la Mesa de Diálogo Civil de Euskadi, sin las que la ley habría sido muy diferente. Ha sido un proceso con muchas personas implicadas en un trabajo coral, pero es justo reconocer al anterior presidente, Gonzalo Rodríguez Aguirregoitia, su dedicación y su indudable contribución al éxito de los logros conseguidos. Respecto a los principales retos que tenemos, destacan la Estrategia de Promoción del Tercer Sector Social de Euskadi 2017-2020, la creación del Observatorio Vasco del Tercer Sector Social, la organización y celebración del Congreso del Tercer Sector Social o la formación de un grupo de trabajo sobre la concertación de los servicios sociales, así como la consolidación de Sareen Sarea y la cohesión de las entidades que formamos la red.

La aprobación de la Ley del Tercer Sector Social de Euskadi ha supuesto un hito para el movimiento asociativo FEVAS y para el conjunto del tejido de acción social. ¿En qué punto se encuentra su desarrollo?

Efectivamente, es un hito. Por muchas razones, pero la más significativa es el reconocimiento jurídico para algo indefinido hasta ese momento. Y porque fija las grandes claves que contribuirán a la consolidación del tercer sector social de Euskadi. En este momento, destacan los retos de generalizar y afianzar el principio de diálogo civil, procedente del ámbito de la discapacidad, a todo el sector público; consolidar y extender el régimen de concierto social a todo el ámbito de intervención social; la mencionada Estrategia de Promoción del Tercer Sector Social de Euskadi, que marcará las prioridades para el próximo periodo; y la creación del Observatorio Vasco del Tercer Sector Social.

Sareen Sarea está inmersa en un proyecto que pretende poner negro sobre blanco en relación al valor añadido del Tercer Sector, ¿puede avanzar detalles de esta iniciativa?

Efectivamente, estamos elaborando un documento que estudia no sólo el valor añadido, sino también el valor total. Nos interesa conocer y dar a conocer el conjunto de la contribución a la sociedad de una organización o del sector –ese es el valor total– y el valor que aportan las organizaciones a la provisión de servicios a personas –ese es el valor añadido–, particularmente en el caso de los servicios de responsabilidad pública, y siempre en el ámbito de la intervención social. El documento contendrá, además, una batería de indicadores que permitirá visibilizar, valorar y potenciar las principales dimensiones de la contribución social de las organizaciones y del sector en su conjunto. También una serie de criterios y un procedimiento para posibilitar a cada organización reflexionar sobre su acción, desde estas claves compartidas, para mejorarla, comunicarla y ponerla en valor. De manera que el análisis tenga un carácter objetivo y sirva a las organizaciones y al sector para poder contrastar y mejorar. A Sareen Sarea puede darnos pistas para impulsar acciones de apoyo en estos aspectos y aumentar la visibilidad y reconocimiento de su contribución y de la del sector.

 ¿La sociedad percibe y reconoce la labor del Tercer Sector Social de Euskadi?

La sensación que tenemos es que la sociedad nos percibe como un vehículo para la participación y la respuesta ciudadana, cohesionador y vinculado al territorio. Esto nos convierte en una de las formas más vigentes de participación, en la línea de las sociedades más avanzadas. Pero no sólo es una impresión nuestra, sino que se refleja en estudios sociológicos realizados en los últimos años, como el Euskobarómetro 2016 de la UPV-EHU, el Barómetro de la Confianza 2017 de Edelman Trust, el Barómetro 2013 del CIS o el Estudio sobre la percepción de la población de Bizkaia sobre el tercer sector, realizado en 2012 por el Observatorio de Tercer Sector de Bizkaia. En ellos, se destaca la confianza en los movimientos cívicos y las ONG frente a la desconfianza en otras entidades y agentes. Además, estas encuestas otorgan a las ONG el papel de “conciencia social” y concluyen que “contribuyen a la transformación social, posibilitan la participación y resuelven problemas que las administraciones públicas no consiguen resolver”. Son resultados y opiniones que se mantienen año tras año, pero esto no debe hacernos caer en la autocomplacencia. Al contrario, tiene que llevarnos a seguir trabajando fieles a nuestra misión, en un formato social y cercano a la ciudadanía, transparente y eficiente en nuestra capacidad de gestión.

FacebookTwitter

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies